martes, 18 de septiembre de 2007

Piña rellena de marisco (de Ana Mª)

Ante todo, MIL GRACIAS a Ana Mª. Fijaros lo que se lo ha currado que me ha enviado toda la receta y las fotos del paso a paso (todo un lujo).
¡A ver si os animáis los demás!
Sin lugar a dudas, en la próxima cena que haga pienso incluirla.




Utensilios
1 cuchillo
1 cuchara
1 bol


Ingredientes

- 1 piña por cada dos personas (más bien madurita),
- gambas peladas congeladas de tamaño grande (depende de la cantidad de piñas que vayas a hacer, yo utilicé 1/4 K. para 3 piñas)
- 1 langostino de los que ya venden cocidos por persona (para adornar),
- Colas o bocas de mar ( 4 por piña aprox.),
- Lechuga
- Mayonesa o salsa rosa (al gusto)
- Aceitunas rellenas (al gusto).

1. Cortar la piña por la mitad (a lo largo en vez de a lo ancho), cortar el rabo.
2. Con un cuchillo de punta fina, ir cortando siguiendo la forma de la piña, de modo que vayamos delimitando lo que va a ser el recipiente donde vamos a servir.
3. Hacer un corte por la mitad para hacer más fácil la extracción.
4. Para extraer la fruta, con el cuchillo iremos metiéndolo por debajo de la piña y ayudándonos con una cuchara para lograr sacarla.
5. Luego con la cuchara intentaremos dejar lo más uniformemente posible.
6. Debe quedar como un cuenco profundo.

7. Luego se prepara una ensaladilla de marisco pero añadiéndole unos trozos de piña:
Cocer las gambas unos 3 minutos en agua con un poco de sal, escurrir (si son de las grandes cortar en dos trozos) y echar en un bol grande. Cortar las colas de mar en trocitos de un dedo aprox. y echar al bol. Cortar la lechuga muy finita y al bol. Luego corta la piña que hemos extraído (más o menos cantidad dependiendo de cada cual, pero la cuestión es darle un toque distinto, no que sepa sólo a piña), en trocito pequeños, y se mezcla todo en el bol con mayonesa o salsa rosa.

8. Por último se rellenan las piñas, bastante completitas como verás en las fotos, y se ponen los langostinos pelados, dejándole la colita, encima de cada ración. (También vale una de las gambas cocidas, pero de las más grandes).
9. Para finalizar, coloca 4 aceitunas pinchadas en un palillo, en cada esquina.

¡A comer! Es un plato que llena bastante, así que detrás algo suave.


Consejo: Para los más audaces añadidle un toque de curry amarillo en polvo (o de la salsa Heinz de curry que ya viene hecha), le va muy bien a la piña y al marisco (típico Thai) y seguro que sorprendes a tus invitados.